Ir al contenido principal

¿Puede haber otra Tierra a solo 16 años luz?


Recreación de Gliese 832 c - PHL

Investigadores calculan la probabilidad de que exista un nuevo y prometedor planeta alrededor de la estrella Gliese 832

El sistema Gliese 832, a tan solo 16 años luz de nosotros, en la constelación de Grus (La Grulla), se dio a conocer al gran público en 2009, cuando los astrónomos descubrieron que alrededor de la estrella giraba un planeta similar a un Júpiter frío, Gliese 832 b. Cinco años después, apareció en el vecindario otro mucho más prometedor, una supertierra a la que se le adjudicó la letra c y que fue incluida en el catálogo de mundos fuera del Sistema Solar que podrían ser habitables.

Gliese 832 es una enana roja y tiene un poco menos de la mitad de la masa y el radio de nuestro Sol. El planeta b, un gigante de gas, con una masa de 0,64 veces la de Júpiter, orbita alrededor de la estrella a una distancia de 3,53 UA (Unidad Astronómica, equivalente a la distancia del Sol a la Tierra), mientras que c parece ser un mundo rocoso, alrededor de cinco veces más masivo que la Tierra, que reside muy cerca de la estrella, a sólo 0,16 UA.

Ahora, un equipo de astrónomos de la Universidad de Texas en Arlington (EE.UU.), cree que en el vasto espacio entre esos dos planetas conocidos puede haber otros. Lo explican en un artículo publicado en la revista arXiv.

El equipo de Suman Satyal ha llevado a cabo simulaciones numéricas para comprobar la posibilidad de la existencia de otros cuerpos celestes alrededor de la enana roja. Gliese 832b y Gliese 832 c fueron descubiertos indirectamente por la técnica de velocidad radial, basada en el efecto Doppler. Consiste en medir en la luz de la estrella la huella de los cambios causados en su movimiento por la atracción gravitatoria entre ella y un planeta. Los investigadores utilizaron estos datos como condiciones iniciales para comenzar sus simulaciones.

Los cálculos del equipo revelaron que un planeta similar a la Tierra puede residir a una distancia que oscila entre 0,25 y 2,0 UA de la estrella. De acuerdo con las mediciones, este hipotético mundo probablemente sería más masivo que nuestro planeta, con una masa entre una y 15 veces la masa de la Tierra. «Obtuvimos varias curvas de velocidad radial para variar masas y distancias para el planeta del medio», dicen los astrónomos.

Por ejemplo, si el planeta se encuentra en torno a una UA de la estrella, tiene un límite de masa superior de diez masas terrestres y una señal de velocidad radial generada de 1,4 m/s. Un planeta con aproximadamente la masa de la Tierra en el mismo lugar tendría una señal de velocidad radial de sólo 0,14 m/s.

En general, la existencia de este posible planeta es apoyada por la estabilidad orbital a largo plazo del sistema, la dinámica orbital y el análisis de la señal de velocidad radial, según informa la agencia EP.

Los científicos han hecho hincapié en que su objetivo principal es proporcionar una idea general a los observadores de dónde y qué buscar en este sistema. Pero advierten de que todavía se necesita un número significativamente grande de observaciones de velocidad radial, estudios de método de tránsito, así como la formación directa de imágenes para confirmar la presencia de posibles nuevos planetas en el sistema Gliese 832.

FUENTE: ABC.ES

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Avistamiento Ovni en Yucatán, en la vía Acanceh-Tecoh (México)

Muchos de los reportes de OVNIS son desde las carreteras. (Jorge Moreno/SIPSE)

Don Manuel relata las ocasiones en que vio Ovnis en las carreteras de Yucatán durante la noche.

Jorge Moreno/SIPSE

Tres personas me contactaron para informarme que por dos noches consecutivas (jueves 8 y viernes 9 de septiembre 2016) vieron Ovnis en la carretera del mundo maya, tramo Acanceh-Tecoh, es decir, a unos 25 kilómetros de Mérida.

Las descripciones de los tres reportes son similares, dos luces de color azul (separadas) que se siguen una a otra y por momento se alejan; no hacían ningún tipo de ruido, estaban a una distancia relativamente baja y la luz emitida era tenue, pero intermitente por momentos.

Las tres personas no se conocen entre sí, pero pasaron por ese sitio entre las nueve y las once de la noche, ese decir la aparición del Ovnis duró bastante tiempo.

Y aunque no dan más detalles al respecto (ya estamos investigando a través de nuestros corresponsales en esa zona), uno de ellos nos comen…

La Estación Espacial Internacional despliega un pequeño prototipo de ascensor espacial

Estación Espacial Internacional. Un módulo japonés de experimentación es capaz de lanzar minisatélites de forma barata - NASA

Ha lanzado un minisatélite que desplegará un cable de kevlar de 100 metros de longitud para probar la tecnología, y que también podría usarse para cazar basura espacial

En la imagen del día seleccionada por la NASA, la agencia espacial ha anunciado el reciente despliegue de un satélite japonés llamado STARS-C (de «Space Tethered Autonomous Robotic Satellite-Cube») desde la Estación Espacial Internacional (ISS, en inglés). La finalidad de este satélite será funcionar como un prototipo de varias tecnologías que podrían tener aplicación en el diseño de un ascensor espacial, capaz de transportar cargas hacia la órbita.

Cuando el satélite esté desplegado en cuestión de días, estará formado por dos pequeños cubos de apenas 10 centímetros unidos por un cable de kevlar de 100 metros de longitud. El conjunto apenas pesa 2,66 kilogramos.


Lanzamiento del pequeño satélite…

Los astrónomos descubren un nuevo tipo de galaxia

La mayoría de las galaxias son espirales, pero también hay formas elípticas o irregulares. El Hubble muestra la variedad en una pequeña porción del cielo, equivalente a la décima parte del diámetro de la luna, donde halló 10.000 galaxias - NASA, ESA, S. Beckwith (STScI) and the HUDF Team

Aseguran no haber visto una así nunca antes. Todo apunta a que es un objeto Hoag, unas galaxias donde un anillo rodea a un núcleo, pero que en este caso ha logrado acumular dos anillos

Si el Universo está poblado (como poco) por miles de millones de galaxias, y si cada una a su vez cobija a millones o a miles de millones de estrellas, ¿qué nos faltará aún por aprender? El astrónomo Edwin Hubble (que le da su nombre al famoso telescopio espacial) probablemente sentía vértigo cuando se planteaba esta pregunta, pero sus esfuerzos le permitieron clasificar las galaxias que observaba en cuatro grandes categorías. En función de su forma, las dividió en espirales (tienen forma de remolino, como la Vía Lácte…